K - 1 y K - 3 VISA

La Visa de Compromiso y de Matrimonio

 

Las visas K-1 y K-3 son visas temporales de inmigrante que se utilizan para traer a su prometido/a, esposo/a y descendencia a Estados Unidos.

K-1 Visa de Compromiso.

La K-1 o visa de compromiso es una petición de visa de no inmigrante que permite a los ciudadanos de EEUU traer a su prometido/a (con sus hijos, si los tuviera) a Estados Unidos. Para solicitar esta visa, las dos personas deben haberse visto en persona en los dos años previos a la solicitud y tener intención de casarse en los 90 días siguientes a la entrada en el país. Ambos individuos deben estar legalmente en disposición de poder contraer matrimonio. Es preciso que demuestren que nunca han estado casados antes o que si lo estuvieron, han sido finalizados por divorcio, nulidad o muerte. Además, deben documentar que las dos personas se han visto en los dos años anteriores a la solicitud y mantenido una relación sentimental, por razones que no tengan relación con la situación migratoria del beneficiario.

Cuando la visa K-1 sea aprobada, el beneficiario tendrá que asistir a una entrevista en el consulado correspondiente para que figure en su pasaporte. El oficial consular revisará los documentos y realizará preguntas para verificar la validez de la relación. Los hijos del solicitante menores de 21 años pueden recibir una visa K-2 para entrar en el país con su progenitor. Una vez dentro de EEUU, el patrocinador puede solicitar el estatus de residente permanente para el beneficiario.

K-3 Visa de Matrimonio.

Las visas K-3 de no inmigrante están disponibles para cónyuges de ciudadanos de EEUU y las K-4 para sus hijos menores de 21 años. Para cumplir los requisitos, el solicitante debe estar casado con su cónyuge ciudadano de EEUU y tener pendiente una solicitud de I-130. La visa K-3 permite al beneficiario venir al país en un estatus de no inmigrante a través de una solicitud I-485 y recibir autorización de empleo. Aunque el tiempo de procesamiento de visa K-3 puede ser más breve que I-130, el coste es más elevado. De hecho, a diferencia del I-130 y el proceso consular que lleva a la tarjeta verde, la K-3 obliga a solicitar la tarjeta verde a la llegada a Estados Unidos.

Mucha gente solicita la visa K-3 cuando los tiempos del proceso de I-130 son muy elevados para evitar estar separado de su cónyuge durante mucho tiempo. Sin embargo, una vez que el I-130 está aprobado, el consulado puede decidir procesar la visa de inmigrante en lugar de la K-3. Para determinar si en su caso es mejor la K-3 o el proceso consular, debería consultar con un buen abogado de inmigración.

Exención de Requerimiento de Encuentro Personal:

Algunas personas pueden estar exentas del cumplimiento del requisito de encuentro personal bajo circunstancias muy específicas. Por ejemplo, si el encuentro supusiera un peligro para el ciudadano de EEUU. Sin embargo, estas exenciones son arbitrarias y es aconsejable consultar con un abogado de inmigración experimentado antes de solicitar.

Relación de Bona Fide:

Uno de los mayores retos de este tipo de visa es demostrar que la relación es de buena fe. Puesto que su prometido/a está fuera del país y, posiblemente, lejos de usted, puede ser complejo presentar documentación que pruebe la relación. Un abogado de inmigración puede sugerir documentación alternativa que sirva para recibir la aprobación por parte de la agencia de inmigración y guiarle a través del proceso.

Las Tres Preguntas más Comunes de las Visas de Compromiso:

Si soy un residente permanente, ¿puedo solicitar la documentación para mi prometido/a?

No, la visa de compromiso solo puede ser solicitada por ciudadanos para sus prometidos/as.

Si yo, el ciudadano, he sido arrestado previamente, ¿puede afectar a la solicitud de mi prometido/a?

Sí, el historial criminal de un ciudadano puede afectar la petición de compromiso dependiendo del tipo de arresto. Por ejemplo, alguien condenado por violencia de género puede quedar excluido.

¿Qué pasa si no me caso con mi prometido/a en los 90 días posteriores a la entrada en EE.UU.?

Si se casa fuera del periodo establecido, podría aún ajustar su estatus dependiendo del tiempo que haya transcurrido y si su esposo/a le patrocinará. En este caso, consulte un abogado de inmigración experimentado para determinar sus posibilidades.

Si tiene que traer a su prometido/a o esposo/a y es importante para usted minimizar el tiempo de separación y conseguir la aprobación de la visa, llámenos hoy, antes de entregar su solicitud. Determinaremos la mejor estrategia para conseguir sus resultados y le mostraremos cómo evitar los errores más comunes que pueden derivar en retrasos y expedientes denegados.

ARE YOU INTERESTED IN ANOTHER
KIND OF VISA? Click on the following
link and check the rest of Visas